Los llanos. Federico Falco

Publicado por Patricia Munguía en

Portada del libro Los Llanos de Federico Falco Editorial Anagrama

La tempestad del desamor

Los llanos es un relato breve pero poderoso que reflexiona sobre el duelo que viene después de una ruptura amorosa, en la cual, una de las dos personas involucradas no tenía planes de separarse y por lo tanto, sufre y vive de diferente forma la decisión, siempre inapelable, del otro.

Este libro de Federico Falco, autor argentino, es también una recopilación de los pensamientos que invaden a quienes han estado en ese lugar y saben que aunque uno ame por los dos nunca será suficiente para salvar una relación.

¿Cómo se percibe el tiempo cuando estás sufriendo? A veces parece que todo se detiene. Falco describe esta sensación como un acontecimiento fuera de nuestro control en el que la paciencia es la única arma que queda. Las preguntas de por qué; cuándo te han dejado de amar; y qué fue lo que cambió, etcétera, son como huracanes destructores que van y vienen, cada vez con menor intensidad.

Transformarse para superar el dolor de la pérdida es uno de los tesoros más valiosos que encuentran aquellos a quienes el desamor les ha dado una nueva perspectiva de la vida, y por supuesto, del enamoramiento.

Foto Catalina Bartolomé

Foto Catalina Bartolomé

Sinopsis

Falco nos cuenta la historia de Fede, un hombre que se muda al campo para tratar de alejarse del dolor que le produce su rompimiento con Ciro, ese otro que ha dejado de amarlo.

¿Por qué creía yo que yéndome la luz no iba a herir mis pupilas?

En el campo, nos cuenta Fede, el tiempo transcurre diferente, más lento, y aunque para un corazón roto esto puede ser angustiante, el personaje de Falco nos enseña que es un lugar donde todo sana y renace. Pero se necesita paciencia, y para un amante destrozado es un insumo difícil de conseguir.

Fragnmento del libro Los llanos de Federico Falco

Fede intenta cultivar una huerta en su nuevo hogar y esta actividad le enseña que no puede controlarlo todo; ni siquiera con las mejores intenciones es posible que todo salga bien. Así también sucede en el amor.

Cada capítulo es un mes del año en el que el autor intercala los recuerdos de la niñez del personaje principal con el presente del que trata de escapar en la soledad del aislamiento. Sin embargo, pronto descubre que es muy duro estar consigo mismo cuando el dolor atraviesa cada pensamiento.

¿Por qué lo recomiendo?

Las dificultades de la siembra permiten crear una analogía con el amor, el tiempo, el duelo y con la vida misma. El relato de Los llanos no solo te acerca a la historia de Fede sino también a ese lugar interior en el que todas las personas nos refugiamos cuando sentimos dolor.

Además, Falco toca un tema que aunque parezca muy obvio no siempre se menciona en este tipo de historias: la otra persona, la que se va, la que ya no ama, no se despertó un día y dejó de amarte, sin embargo, el duelo para cada una es diferente porque quien decide separarse no se enfrenta al rechazo ni al delirio del desamor.

Así como nadie decide enamorarse de tal o cual persona, también debemos aceptar que el enamoramiento puede terminar de manera imprevista. Lastimar al otro quizá sea inevitable; sentir dolor por la partida de tu pareja, también.

Si el tiempo lo cura todo no lo sabemos pero sí transforma a quien se marchó con el corazón en pedazos. Como Fede, el mejor regalo de esa separación es renacer como un ser humano más apto para sentir sin perder el rumbo.

 

Por Patricia Munguía Correa, ¡síguela en twitter o en Instagram!

¡Y recuerda seguir a VORÁGINE en FacebookTwitter e Instagram, para que no te pierdas ninguna de nuestras publicaciones!


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *